menu

video destacado

Diputados hacen roncha millonaria; apartan 25 mil millones de pesos


CIUDAD DE MÉXICO, 19 de diciembre.- Los diputados de todas las fracciones parlamentarias acordaron que se repartirán una bolsa de 25 mil millones de pesos para cumplir con sus promesas de campaña.
Se trata de recursos que los legisladores adicionaron al gasto en el Presupuesto para 2013, producto del cálculo al alza que hicieron sobre la venta de petróleo.
De acuerdo con los legisladores federales consultados, de concretarse el pacto, la distribución de los excedentes petroleros será proporcional entre las siete bancadas.
También explicaron que será etiquetado el uso de los 25 mil millones de pesos en cuatro rubros: proyectos destinados a la promoción de la cultura, el correspondiente al deporte, para construir y reparar caminos rurales, y el denominado Fondo de Pavimentación y Espacios Deportivos para Municipios (Fopam).
El acuerdo preliminar entre las coordinaciones de los grupos parlamentarios –PRI, PAN, PRD, Partido Verde, PT, MC y Nueva Alianza—, explicaron los diputados, se sustenta en el mismo esquema de reparto que se utilizó en años anteriores y que, en el caso del presupuesto 2012, contó con 102 mil millones de pesos que fueron asignados bajo los mismos criterios.
Para la presidenta de la Comisión de Presupuesto, Nuvia Mayorga, la cantidad de la bolsa “fue lo que se obtuvo con la Ley de Ingresos y esos recursos se están asignando a lo que es deporte, cultura, caminos rurales y el fondo de pavimentación que, ustedes saben, se ha venido trabajando año con año”.
El vicecoordinador de la bancada perredista, Miguel Alonso Raya, expuso que “vamos avanzando en la bolsa de recursos. Estamos ya en el síndrome de la cobija: la jalas para un lado, descobijas al otro”.
Integrante de la Comisión de Presupuesto, Víctor Jorrín Lozano dijo que la mayoría de los fondos que serán reasignados se canalizarán “para la gestoría que los diputados deben realizar en sus comunidades”.
Acuerdan reparto de bolsa millonaria
Los legisladores quieren los $25 mil millones de pesos adicionales para obras en sus distritos.
En la negociación del presupuesto, los diputados acordaron repartir de manera proporcional entre las siete bancadas de San Lázaro los 25 mil millones de pesos que adicionaron al gasto para 2013, al estimar al alza la venta del petróleo, a fin de cumplir con obras prometidas en los municipios de sus distritos.
De concretarse este pacto, los recursos federales se etiquetarían en cuatro fondos: a promoción de la cultura, impulso al deporte, construcción y reparación de caminos rurales y el denominado Fondo de Pavimentación y Espacios Deportivos para Municipios (Fopam).
El acuerdo preliminar entre las coordinaciones de los grupos parlamentarios de PRI, PAN, PRD, Partido Verde, PT, Nueva Alianza y Movimiento Ciudadano se sustenta en el mismo esquema de reparto que se utilizó en años anteriores y que en el caso del presupuesto 2012 contó con 102 mil millones de pesos que fueron asignados bajo los mismos criterios.
Acerca del reparto, la diputada del PRI Nuvia Mayorga, presidenta de la Comisión de Presupuesto, comentó que “eso fue lo que se obtuvo con la Ley de Ingresos y esos recursos se están asignando a lo que es deporte, cultura, caminos rurales y el fondo de pavimentación que ustedes saben que se ha venido trabajando año con año”.
El vicecoordinador de la bancada perredista, Miguel Alonso Raya, señaló que si bien el presupuesto resulta insuficiente, en las negociaciones se advierte disposición de parte de los representantes gubernamentales para “construir el más amplio consenso para poderle dar salida al problema del presupuesto”.
El diputado perredista dijo que pese al clima de búsqueda de acuerdos “siempre está la pelea porque haya una distribución mucho más equitativa y pareja para todos los estados y para todas las áreas, y eso es parte del pleito”.
Al dar cuenta del la situación actual de las negociaciones, comentó que entre las fracciones, “vamos consensuando, vamos avanzando en la bolsa de recursos, que van en proceso de definición.
Aclaró, sin embargo, que las negociaciones “no se han concluido; es un proceso que a veces se teje y a veces se desteje; estamos ya en el síndrome de la cobija: la jalas para un lado y descobijas otro. Entonces tenemos que buscar la manera de construir el mejor equilibrio posible en la distribución de lo que hoy tenemos. En eso estamos”
Sustentado en la consideración de que el gasto público que en su mayoría responde a las políticas del Ejecutivo también debe atender los requerimientos de los municipios, este plan de reparto se canalizaría en las partidas locales y en ningún momento prevé que los diputados administren o reciban el dinero.
Integrante de la Comisión de Presupuesto, el diputado Víctor Manuel Jorrín Lozano, de Movimiento Ciudadano, detalló que en esta ocasión las asignaciones para las entidades se acordaron previamente con Hacienda.
Expuso que las inconformidades se focalizan en temas muy concretos como el de los braceros, organizaciones de campesinos —cuyos representantes se manifestaron ayer ante San Lázaro—, o alcaldes que consideran no haber sido atendidos suficientemente por carecer de una buena relación con el gobernador, ejemplificó.
De manera que la mayoría de los recursos que serán reasignados se canalizarían “para la gestoría que los diputados deben realizar en sus comunidades”, detalló Jorrín Lozano, quien recordó que en campaña se realizan diversos compromisos correspondientes con las innumerables necesidades de los municipios: agua potable, plantas tratadoras de aguas negras o el techado de una escuela.
“Es importante cumplir como diputados los compromisos que se hicieron.  Y no es que nos den el dinero a nosotros. Serán recursos etiquetados para el estado o para el municipio. Nuestra labor es garantizar que lleguen los recursos”, aclaró el diputado por Movimiento Ciudadano.
Jorrín Lozano explicó:  “La idea ahora es etiquetar estos 25 mil millones de pesos para que vayan a los distritos de cada uno, a las comunidades representadas por los diputados de todas las fracciones. Cada fracción determinará cómo lo va a distribuir”.
Otro punto de negociación se concentra en la flexibilización de las reglas de operación, a fin de que los estados puedan ejercer los recursos.
La diputada Mayorga destacó en tanto que también se trabaja en reducir los candados de programas federales que condicionan la asignación de los recursos a la canalización de la contraparte estatal, cuando hay estados sin capacidad de cumplirlo.

Proponen más dinero para estados del sur
La Comisión de Asuntos Frontera Sur-Sureste de la Cámara de Diputados aprobó un dictamen para asignar una partida de ocho mil millones de pesos del presupuesto 2013 a la zona sur-sureste que beneficiará a los estados de Guerrero, Chiapas, Oaxaca, Quintana Roo, Campeche, Tabasco, Veracruz, Yucatán y Puebla.
La propuesta inicial del Ejecutivo federal era de seis mil 500 millones de pesos.
Sin embargo, los diputados de esa comisión avalaron de forma unánime la propuesta de la diputada perredista Teresa Mojica Morga para aumentar mil 500 millones de pesos a esa región.
“Solicitamos una ampliación de mil 500 millones de pesos para que se asignen de manera equitativa y porcentual a los estados de la región, tomando en cuenta los índices de marginación y de desarrollo humano”, precisó.
La ampliación de recursos del Presupuesto de Egresos de la Federación 2013, añadió, “es para que los estados de Guerrero, Chiapas y Oaxaca puedan tener un monto que, si no es suficiente, por lo menos les permita hacer frente a sus necesidades y puedan atacar el rezago social y humano”.
Los representantes populares, indicó, tienen la obligación de hacer valer su voz para que se amplíe el Fondo Regional y poder ayudar a que los gobiernos estatales y municipales cumplan con los compromisos que hicieron con sus electores.
Indicó que hubo reuniones con representantes de gobiernos estatales y presidentes municipales, quienes solicitaron un incremento del monto que se les ha asignado en el Fondo Regional y que sus proyectos sean tomados en cuenta.
Los diputados de esta instancia consideraron que el monto proyectado por el Ejecutivo es insuficiente porque no permitirá atender las necesidades y condiciones de esos estados.